🇲🇽 Concierto México-Canadá en San Miguel

Alejandra Sandoval y Beste Kalender, protagonistas del 6º Concierto México-Canadá © Agustín Valadez

Enero 25, 2020. Un vestido dorado, un par de castañuelas y dos hermosas mujeres emitiendo maullidos bien armonizados en el “dueto de los gatos” de Gioachino Rossini que nos obsequiaron como encore serán imágenes perdurables en mi memoria por mucho tiempo. El Auditorio Miguel Malo del Centro Cultural Ignacio Ramírez “El Nigromante” en esta ciudad de San Miguel de Allende, Guanajuato, estuvo a reventar con los espectadores que presenciaron el 6º Concierto “Co-OPERA-tivo” entre México y Canadá, organizado por la Ópera de San Miguel (OSM) en asociación con Les Jeunes Ambassadeurs Lyriques de Montreal.

Las dos cantantes fueron invitadas en representación de sus respectivos países. En esta ocasión, la versátil soprano guanajuatense Alejandra Sandoval —ganadora del tercer lugar del Concurso de San Miguel en 2009—, quien ha cantado por todo México y Canadá, fue invitada por el director artístico de la OSM, John Bills, a alternar con la mezzosoprano turco-canadiense Beste Kalender, quienes rompieron con la tradición teatral de presentar una mujer y un hombre (y de preferencia una soprano y un tenor) para en esta ocasión ofrecer un programa de arias y duetos de soprano y mezzosoprano.

Antes de que el presidente de Ópera de San Miguel, Álvaro Nieto, presentara a Beste Kalender con el Premio de la Ópera de San Miguel, Alejandra Sandoval, acompañada por el maestro Mario Alberto Hernández al piano, salió con un largo vestido dorado que lanzaba destellos y nos brindó el aria de Alcina de Händel ‘Tornami a vagheggiar’, no sin ciertas imprecisiones en la coloratura y dificultades para entonar los sobreagudos que Händel escribió para la protagonista de esta ópera barroca. Su voz adquiere gran belleza cuando canta en su rango de soprano lírico, y lo demostró al entonar el aria final de Amina de La sonnambula de Bellini, ‘Ah, non credea mirarti’.

En respuesta, Beste Kalender nos mostró una voz fluida y expresiva en su selección händeliana: ‘Dopo notte atra e funesta’ de Ariodante, pero no dejó de parecerme una tarea escolar muy bien preparada y presentada. Más adecuada a su temperamento fue su rendición de ‘Nacqui all’affanno… Non più mesta’, el aria final de Angelina en La Cenerentola de Rossini. Las damas concluyeron la primera parte del programa con el dueto ‘Mira o Norma’ de la obra maestra de Bellini, en la que cantaron en consonancia armónica las escalas de la pieza, si bien sus voces no tuvieron un empate melódico natural. Antes de este dueto, el maestro Hernández interpretó con gran inspiración las Reminiscencias de Norma de Bellini de Alfred Jaëll. No es para menos, con esta transcripción bombástica y pomposa de la partitura belliniana.

En la segunda parte, que inició con obras de Mozart, la mezzosoprano Kalender cantó de manera bastante aceptable el aria de Sesto, ‘Parto, parto’, de La clemenza di Tito, delineando mejor su personaje. Pero fue su interpretación de la “Habanera” de Carmen donde cantó con tonos verdaderamente seductores y se acompañó con las castañuelas, y con algunos pasos de baile flamenco un bolero de Zaïde de Berlioz. Su última canción despertó la nostalgia de los más viejos en el auditorio, con ‘I’m a Stranger Here Myself’ de One Touch of Venus de Kurt Weill.

Por su parte, Sandoval cantó en versión lite el aria de Konstanze ‘Martern aller Arten’ de Die Entführung aus dem Serail de Mozart, para luego entonar un muy apto “Monica’s Waltz” de The Medium de Gian Carlo Menotti. La última selección del programa fue el “Dueto de las flores” de Lakme y Mallika, con voces no del todo compatibles entre sí, pero en una ejecución bastante competente, en la que las cantantes se dieron la vuelta, se tomaron de las manos y salieron del escenario cantando los últimos acordes de su dueto, antes de regresar con los aplausos de pie para entonar el hilarante “Dueto de los Gatos”.